El Hospital Clínico de Málaga hace estudios genéticos a más de un centenar de familias con dolencias cardiacas

La calidad en la atención a estos pacientes recibe el reconocimiento de la Sociedad Española de Cardiología con calificación de excelente.
Profesionales de la unidad del Clínico galardonada

Profesionales de la unidad del Clínico galardonada.

Más un centenar de familias con dolencias cardiacas son estudiadas genéticamente cada año por el área del corazón del Hospital Clínico Virgen de la Victoria. Se trata de familias afectadas por enfermedades hereditarias del corazón, provocadas por mutaciones genéticas que se transmiten a lo largo de generaciones y que se manifiestan como insuficiencia cardiaca o muerte súbita como principales complicaciones. El hospital lleva a cabo un estudio completo inicial del enfermo (caso índice) que incluye un estudio genético y la realización de un árbol genealógico. Una vez que se obtiene el resultado de este estudio se amplía el mismo a los familiares de primer grado.

En ese sentido, la unidad de cardiopatías familiares del Clínico acaba de recibir el reconocimiento de excelencia asistencial por parte de la Sociedad Española de Cardiología (SEC). Este galardón nacional supone un impulso para esta actividad con un marcado carácter preventivo, que se lleva haciendo desde el año 2010 en el Clínico de forma pionera en Andalucía.

El procedimiento que efectúa el hospital consiste en un seguimiento periódico de los portadores sanos de la mutación que facilitará un diagnóstico precoz en fases iniciales de la enfermedad. Además, se ofrece asesoramiento genético, informando de la probabilidad de transmisión a descendientes y de opciones para evitar la transmisión de la enfermedad mediante técnicas de selección embrionaria. Por otro lado, aquellos familiares no portadores no precisarán de seguimiento ni, por tanto, ampliar el estudio a descendientes, ya que no se transmitirá la mutación.

Si el resultado del estudio genético practicado al familiar es negativo, se evita la realización de más pruebas y si es positivo se lleva a cabo un seguimiento clínico periódico, se amplia el estudio a descendientes y se ofrece consejo genético y reproductivo. Cabe destacar que los enfermos y sus familiares que acceden a esta unidad -que cuenta con tres especialistas en cardiología y una enfermera- lo hacen a través de las consultas generales de cardiología o bien desde las unidades de hospitalización.

El cardiólogo y responsable de la unidad de cardiopatías familiares, José Manuel García Pinilla, ha explicado que «se trata de un reconocimiento de alto prestigio a nivel nacional por parte de la SEC con la máxima calificación, por los estándares de calidad en la atención a los pacientes y a sus familias». García Pinilla ha destacado la necesidad de la alta cualificación que requiere este tipo de atención por parte de los profesionales, que deben dominar conocimientos avanzados relacionados con la presentación clínica, la valoración del pronóstico y vinculados con la genética, para poder orientar a enfermos y familiares.

Fuente: DiarioSur

Málaga cuenta ya con un mapa de desfibriladores que supera los 500 instalados

El Ayuntamiento de Málaga continúa avanzando en el Proyecto ‘Málaga Cardiosaludable’ y ya cuenta con un mapa de equipos DEA instalados en la ciudad que contabiliza 502 desfibriladores.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, junto a los ediles de Seguridad y Derechos Sociales, Avelino Barrionuevo y Francisco Pomares, respectivamente; la presidenta de Expaumi, Paloma Rosado, y el director regional de Relaciones Institucionales de El Corte Inglés, Eduardo Barrero, ha informado de los detalles de la última incorporación de equipos, “que supone un refuerzo del liderazgo de Málaga en la cardioprotección de sus ciudadanos”.

Se trata de 62 Desfibriladores Externos Automáticos (DEA), 60 de los cuales han sido adquiridos por el Ayuntamiento de Málaga con cargo a los presupuestos del ejercicio 2020 a través de Protección Civil, por un importe de 60.000 euros; 30 han sido instalados en vehículos de la Policía Local y otros 30 en centros ciudadanos, centro de mayores, centros sociales, centros culturales, etcétera, repartidos por todos los distritos de Málaga.

A esta iniciativa municipal se han sumado en esta ocasión, las entidades Expaumi y El Corte Inglés con la cesión de dos tótems instalados en la plaza Félix Sáenz y junto al antiguo edificio de Hacienda.

El alcalde ha incidido en que se trabaja en seguir sumando empresas colaboradoras en el Programa Málaga Cardiosaludable a través de convocatorias de patrocinio, una nueva edición de cursos de formación para la ciudadanía y también profesionales así como en la permanente actualización del mapa.

En este sentido, han destacado la colaboración con entidades tanto público como privadas, que año tras año se suman al proyecto Programa Málaga Cardiosaludable, gracias a lo cual la ciudad cuenta a día de hoy con más de 500 desfibriladores, siendo más de 200 de ellos propiedad y gestión municipal.

La Consejería de Salud, Fundación Mapfre, Sanitas, Fundación Andaluza de Cardiología, Universidad de Málaga, Diputación Provincial, Delegación de Salud, Metro Málaga, aeropuerto, PTA –donde se está aumentando la instalación también–, EMT, son algunas de las entidades que hacen posible llevar a cabo esta iniciativa.

El objetivo principal de este proyecto es garantizar la máxima seguridad del ciudadano ante una posible emergencia de salud; la formación sobre el uso de los equipos DEA (desfibrilador semiautomático) al mayor número posible de ciudadanos; y la creación de un mapa de desfibriladores de la ciudad a través de medios tecnológicos accesibles para que los ciudadanos sepan cómo localizar y dónde el desfibrilador más cercano.

La aplicación está diseñada por un equipo de trabajo municipal trasversal, entre las Áreas de Seguridad, Protección Civil y Derechos Sociales y el Centro Municipal de Informática (CEMI) con la colaboración y el asesoramiento de los doctores Ángel García Alcántara y María Victoria de la Torre.

Esta herramienta permite que cualquier ciudadano pueda acceder y consultar, si fuera necesario su uso, la plataforma desde cualquier dispositivo, tanto equipo de sobremesa, tablet o móvil. A través del callejero de Málaga desfibriladores.malaga.eu, se geocalizan los desfibriladores más cercanos y se ofrece la información necesaria (edificio o espacio donde está situado, horario de apertura de la instalación, así como el teléfono de contacto).

Además, en el caso de los dispositivos situados en los autobuses de la EMT, señala la línea, la matrícula y número del vehículo y la localización exacta por donde está circulando en ese momento.

Todo este trabajo viene avalado por formación continua y programada tanto desde la ESPAM como en la EMT, donde se han formado dentro, del Plan Nacional de Reanimación Pulmonar, más de 500 funcionarios y 139 trabajadores de la empresa respectivamente.

El alcalde ha subrayado los avances de Málaga capital en este tema dentro de la estrategia para que sea una ciudad segura en todos los ámbitos, también en el sanitario, como es el caso. En este punto, ha propuesto avanzar en la señalización en la vía pública, además de la digital.

“Es complejo pero se puede hacer, que se encuentren con cierta facilidad a pie de calle, sin perjuicio de la digital o del autobús más cercano. Es un tema apasionante, la tecnología al servicio de la salud, de la gente, de una ciudad en vanguardia, pionera. Será bueno para todos que esto se extienda a más territorios”, ha concluido De la Torre.

Fuente: LaOpiniónDeMálaga

SEC-EXCELENTE otorgado a nuestra Unidad Cardiopatías Familiares

A la Unidad de Cardiopatías Familiares, coordinada por el Dr. José Manuel García Pinilla, le ha sido otorgada la certificación de SEC-EXCELENTE de la Sociedad Española de Cardiología.

Nuestra más sincera felicitación a todo el equipo que ha hecho posible dicha distinción, con su profesionalidad, tesón y esfuerzo diario.

Certificado UCF. HCUVVictoria

 

 

28-30 oct 2021: Congreso Enfermedades Cardiovasculares SEC2021 en Zaragoza

La Sociedad Española de Cardiología presenta el Congreso SEC21 de la Salud Cardiovascular.

El evento se celebrará de forma presencial en el Palacio de Congresos de Zaragoza y, además, para los que no puedan desplazarse hasta allí, todas las sesiones estarán disponibles en formato virtual para su visualización en directo o bajo demanda.

SEC21 abordará, desde un enfoque integral del paciente y con una visión multidisciplinar, un completo programa de prevención, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades cardiovasculares.

Cardiólogos, médicos de familia y atención primaria, internistas enfermeros, técnicos, investigadores, etc. participarán de los más recientes avances en la cardiología, en un evento en el que la innovación y la tecnología convivirán con la proyección de la sociedad de la salud cardiovascular.

Del 28 al 30 de octubre, tres días de excelencia científica en todas las áreas de conocimiento de la cardiología.

Programa disponible a partir de julio.

Fuente: Sociedad Española de Cardiología

El Clínico homenajea a 43 residentes que finalizan este año su formación como especialistas internos

Foto de familia residentesEl Hospital Clínico Virgen de la Victoria ha ofrecido este martes un homenaje a los profesionales que este año completan su formación específica de las especialidades de medicina, enfermería, psicología y farmacia, que han permanecido en el centro hospitalario los últimos dos, cuatro o cinco años, según cada especialidad. Son 43 nuevos especialistas (EIR) que finalizan con éxito su ciclo formativo, vinculado a los 29 programas de formación que actualmente tiene acreditados El Clínico. En concreto, 23 mujeres y 20 hombres que culminan su formación especializada. En medicina concluyen su formación 26 residentes de especialidades médicas y 11 residentes de especialidades quirúrgicas. Asimismo, terminan tres residentes de farmacia, dos de enfermería y uno de psicología.

Al acto han asistido el gerente del Hospital Clínico, José Antonio Ortega; la directora médica del centro, María Antonia Estecha, el director de enfermería, Pablo Fernández Plaza, y el jefe de estudios de formación EIR, Fernando Cabrera.

Los nuevos profesionales sanitarios especialistas han recogido sus certificados de finalización de la especialidad y recibido el reconocimiento de los responsables tutores de cada área, así como otros directores de unidades y servicios en un aforo muy limitado para cumplir con las indicaciones de seguridad y distancia social que marcha la situación actual.
José Antonio Ortega ha tenido palabras de reconocimiento hacia los nuevos especialistas que «tendrán que adaptarse a los nuevos escenarios siempre cambiantes que suponen la actividad asistencial, con nuevos retos y desafíos, pero con el compromiso implícito que implica la profesión sanitaria para mejorar la calidad de vida del paciente y todo su entorno familiar y social«.

Por su parte, Fernando Cabrera ha dicho: «Hemos considerado importante organizar desde el área de formación EIR un acto de reconocimiento específico para nuestros profesionales que acaban su ciclo formativo especializado, precisamente para resaltar una vez más la apuesta del hospital por el presente y por el futuro de la sanidad pública, apoyando cada año a las nuevas promociones de residentes que llegan, superan y finalizan con éxito sus distintas especialidades«.

Desde el servicio de Cardiología de este hospital nos sumamos a los buenos deseos para un futuro lleno de retos y, como no, éxitos.

Fuente: DiarioSur

Taller: ¿Qué podemos sacar en positivo de la pandemia en la atención de la enfermedad cardiovascular?

Nuestro Jefe de Sección, Dr. Juan José Gómez Doblas, ha impartido el taller ¿Qué podemos sacar en positivo de la pandemia en la atención de la enfermedad cardiovascular? 

Quienes no pudieron conectarse en su día y no quieren perdérselo, tienen una segunda oportunidad para visualizar el taller completo en youtube: https://youtu.be/Rm0JncuLRWg.

Este taller ha sido organizado por la  Asociación de Pacientes Anticoagulados y  Coronarios de Málaga (APAM) .

 

 

 

 

25-28 NOV 2020: INSUFICIENCIA CARDIACA 2020 REUNIÓN ANUAL DE LA ASOCIACIÓN DE INSUFICIENCIA CARDIACA DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE CARDIOLOGÍA

Participación activa del Servicio de Cardiología del Hospital Universitario Virgen de la Victoria en la Reunión Anual de la Asociación de Insuficiencia Cardiaca de la Sociedad Española de Cardiología.

Programa completo

¿Qué son los dispositivos CardioMEMS HF y por qué son tan importantes en el control de la Insuficiencia Cardiaca?

Ya se han implantado los dos primeros dispositivos CardioMEMS™ HF de Andalucía para monitorización y tratamiento de pacientes con insuficiencia cardíaca. Se ha llevado a cabo en el Hospital Virgen de la Victoria de Málaga, en la Unidad de Insuficiencia Cardíaca y junto a la Unidad de Hemodinámica.

La insuficiencia cardíaca es una patología cada vez más frecuente que afecta tanto a población anciana como joven, donde a pesar de los avances en tratamiento y seguimiento, sigue teniendo una alta mortalidad y sobre todo morbilidad, con deterioro de la calidad de vida y grado funcional de los pacientes, con frecuentes hospitalizaciones por descompensación.

El sistema CardioMEMS™ HF es un dispositivo que permite realizar la medición y monitorización inalámbricas de la presión en la arteria pulmonar en estos pacientes con insuficiencia cardíaca. Los médicos encargados del seguimiento y tratamiento de estos pacientes pueden utilizar estos datos de presión pulmonar para controlar la insuficiencia cardíaca y ajustar el tratamiento de forma precoz con objeto de reducir las consultas en Urgencias e ingresos por descompensación de insuficiencia cardíaca.

El sistema CardioMEMS HF se compone de un sensor que se coloca en la arteria pulmonar mediante un cateterismo cardíaco derecho que se realiza en la Unidad de Hemodinámica, siendo un procedimiento sencillo y breve que se lleva a cabo con anestesia local (imagen 1 y 2). A los pacientes se les entrega un dispositivo electrónico para realizar mediciones en su domicilio que son trasmitidas de forma inalámbrica y se almacenan en un sitio web seguro para el acceso y revisión por parte de los médicos (imagen 3). De esta forma el paciente puede ser seguido por sus médicos de forma remota, sin necesidad de acudir de forma presencial al Hospital, siendo esto un gran avance en la situación actual de pandemia por COVID19 evitando el contacto hospitalario en estos pacientes de alto riesgo.

También se dispone de un dispositivo electrónico para el Hospital que permite calibrar el sensor el día del implante y realizar mediciones si el paciente tiene que acudir a consulta sin necesidad de traer sus dispositivos desde casa (imagen 4).

En varios estudios se ha demostrado la seguridad del dispositivo CardioMEMS HF, así como la reducción de las hospitalizaciones de los pacientes con insuficiencia cardíaca junto con mejoría de los síntomas y calidad de vida.

CardioMEMS HF se puede implantar en nuestros pacientes con Insuficiencia Cardiaca con múltiples descompensaciones que ocasionan consultas en Urgencias o ingresos hospitalarios, de forma que podemos anticiparnos a estas descompensaciones y comenzar el tratamiento antes de que el paciente tenga que acudir al centro o ingresar. Gracias al implante de estos nuevos dispositivos esperamos poder ofrecer una atención más personalizada y precoz a nuestros pacientes con insuficiencia cardíaca, de forma remota y evitando acudir al hospital, de forma que se traduzca en una mejoría sintomática y de calidad de vida además de conseguir una reducción de los ingresos hospitalarios y consultas en Urgencias.

Al poder monitorizar a los pacientes en casa, permitiendo un diagnóstico muy precoz de posibles descompensaciones, y evitando el desplazamiento del paciente al hospital así como el consumo de recursos en Urgencias y Hospitalización, lo que redunda en mayor disponibilidad de éstos para posibles ingresos relacionados con la pandemia Covid-19 así como reducción de posibles infecciones por Covid-19 en estos pacientes especialmente vulnerables, en los que una infección por SARS-CoV-2 puede ser fatal, este nuevo dispositivo es una gran ayuda a la hora de tratar esta patología.

El Dr. José Manuel García Pinilla (coordinador de la Unidad de Insuficiencia Cardiaca) y la Dra. Ainhoa Robles Mezcua, en estrecha colaboración con Concepción Cruzado Álvarez (enfermera especializada en Insuficiencia Cardiaca), completan la atención especializada al paciente con IC en nuestro hospital.

La ‘nueva realidad’ de los pacientes con insuficiencia cardiaca

Cuatro sociedades profesionales, con la colaboración de la biofarmacéutica AstraZeneca, presentan los primeros resultados del Proyecto Carabela, una iniciativa que pretende acabar con los desequilibrios asistenciales en función del lugar de residencia de los pacientes, mediante un modelo asistencial más coordinado, eficiente e integrado de todos los agentes que intervienen en el manejo de la patología.

Algo en ocasiones tan aleatorio como el código postal puede marcar una diferencia fundamental en la atención médica que reciben los pacientes. Es el caso de la insuficiencia cardiaca, una patología que afecta al 2% de la población adulta en España1 que reciben una asistencia dispar en función de su lugar de residencia. Acabar con la inequidad en el abordaje asistencial de la insuficiencia cardiaca es precisamente el objetivo principal del Proyecto Carabela, una iniciativa impulsada por la Sociedad Española de Cardiología (SEC), la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), la Sociedad Española de Calidad Asistencial (SECA) y la Sociedad Española de Directivos de la Salud (SEDISA).

Las cuatro sociedades, con la colaboración de la biofarmacéutica AstraZeneca, han unido sus fuerzas para mejorar el abordaje integral de los pacientes con insuficiencia cardiaca, incluyendo aspectos como la detección precoz, el diagnóstico, el tratamiento y la calidad de vida. Este proyecto pionero en nuestro país ha contado, durante su primera fase piloto, con la participación de diez hospitales españoles, que posteriormente han compartido sus experiencias durante la celebración de una jornada nacional sobre insuficiencia cardiaca en la que se han abordado cuestiones como la situación de las unidades especializadas tras la primera oleada de la COVID-19 o los principales retos con vistas a un futuro próximo. Tras esta primera jornada, se abordarán cinco talleres de trabajo que pretenden concluir con la presentación de un documento conjunto que recoge las principales áreas de mejora en la asistencia y las soluciones propuestas para optimizar la atención a los pacientes con insuficiencia cardiaca.

El doctor José Manuel García Pinilla, expresidente de la Asociación de Insuficiencia Cardiaca de la SEC y especialista en Insuficiencia Cardiaca en al Hospital Universitario Virgen de la Victoria, destaca que “nuestros pacientes son especialmente vulnerables a la infección por SARS-CoV2, lo que incrementa el riesgo de descompensación, complicaciones y aumento de la mortalidad. Por todo ello, resulta imprescindible evitar desplazamientos e ingresos hospitalarios innecesarios en los centros que no solo ponen en riesgo de infección por SARS-CoV2 a los pacientes, sino que además consumen recursos sanitarios que los pacientes con coronavirus necesitan”.

Los pacientes con insuficiencia cardiaca son especialmente vulnerables a la COVID-19, lo que incrementa el riesgo de descompensación, complicaciones y aumento de la mortalidad

A su juicio, la pandemia ha venido a demostrar el papel fundamental de la telemedicina y la atención domiciliaria para los pacientes con insuficiencia cardiaca. “Las visitas presenciales siguen siendo necesarias para lograr una educación sanitaria adecuada por parte del paciente y sus cuidadores, fomentar el autocuidado y realizar los estudios analíticos pertinentes para prescribir los fármacos más adecuados a las necesidades del paciente”, subraya. Sin embargo, “la selección óptima del fármaco o los fármacos también es posible con la telemedicina, sobre todo, si disponemos de una historia informatizada y compartida con Atención Primaria que permita realizar analíticas en el centro de salud o el domicilio del paciente”, añade.

El doctor Álvaro González Franco, coordinador del Grupo de Insuficiencia Cardiaca y Fibrilación Auricular de la SEMI, subraya, por su parte, la doble cara de la pandemia. “Durante la primera ola, detectamos pérdidas de seguimiento y continuidad asistencial, retrasos diagnósticos e incremento de las descompensaciones. La segunda oleada no ha supuesto, de momento, una anulación masiva de consultas. Hemos trabajado mucho, desde mayo hasta ahora, en la potenciación de las consultas telefónicas y virtuales para adaptarnos a la nueva realidad”, comenta este especialista.

 

PRINCIPALES ÁREAS DE MEJORA EN LA ATENCIÓN A LA INSUFICIENCIA CARDIACA

Ambos especialistas coinciden al señalar las principales áreas de mejora para reducir la brecha en la atención sanitaria que reciben los pacientes con insuficiencia cardiaca según su localidad de residencia:

  • Potenciar la atención a la insuficiencia cardiaca en red entre las unidades comunitarias, especializadas, avanzadas, rehabilitación cardiaca, enfermería y Atención Primaria.
  • Unificar estructuras que dependen de distintos servicios: Cardiología, Medicina Interna, Geriatría.
  • Fomentar los hospitales de día, la atención y la hospitalización domiciliaria y la red de asistencia social.
  • Desarrollar la figura de coordinador/gestor de transiciones.
  • Mejorar y unificar los planes formativos de los profesionales dedicados a la insuficiencia cardiaca.
  • Elaborar y difundir protocolos de consenso.

En esta línea por mejorar la atención que reciben los pacientes, Inmaculada Mediavilla Herrera, presidenta de FECA -SECA, destaca la importancia del Proyecto Carabela. “Esta iniciativa, fruto del trabajo de varias sociedades, caracterizará el modelo de atención a pacientes con insuficiencia cardiaca y lo hará abordando dimensiones del proceso asistencial fundamentales para SECA: la variabilidad clínica, la eficiencia, la coordinación asistencial entre todos los ámbitos intervinientes, la calidad de vida y la experiencia de paciente, intentando aportarle valor a este último”, comenta. “Además, el Proyecto Carabela permitirá definir un modelo de evaluación que incluya resultados en salud de estos pacientes, resultados reportados por ellos, pero también resultados organizativos y de proceso, y pondrá toda esta información a disposición de la comunidad sanitaria”, añade.

Durante la primera ola, se detectaron pérdidas de seguimiento y continuidad asistencial, retrasos diagnósticos e incremento de las descompensaciones

Por su parte, José Soto, presidente de SEDISA, explica que “la atención a las patologías crónicas es un reto para el Sistema Sanitario desde hace años. La situación ocasionada por la COVID-19 ha puesto aún más en evidencia dicho reto. En este sentido, organizar los procesos en torno a los pacientes, con la coordinación entre especialidades, la integración entre niveles asistenciales y servicios sociosanitarios y la implementación estratégica de la tecnología para poder llevar a cabo la teleasistencia, tal y como define el consenso presentado, son medidas prioritarias, no solo para los pacientes con insuficiencia cardiaca, sino para todo el ámbito de la atención a la cronicidad. Se trata de medidas que, además de mejorar la calidad asistencial, aportarán eficiencia al Sistema Sanitario, tan necesaria en la actualidad que vivimos”.

El desarrollo del Proyecto Carabela ha sido posible gracias a la colaboración de AstraZeneca. La doctora Ana Pérez, directora Médica y de Asuntos Regulatorios de la compañía, destaca que “el compromiso de AstraZeneca con los profesionales sanitarios, los pacientes y el sistema de salud propiamente dicho ha formado parte del ADN de la compañía desde sus inicios. Gracias a esta alianza, nuestro fin último es proteger a los pacientes con patologías como la insuficiencia cardiaca para mejorar su salud y salvar vidas. De ahí, nuestra voluntad de colaborar activamente con las sociedades profesionales para que el Proyecto Carabela llegue a buen puerto”.

- 1 Revista Española de Cardiología. Epidemiología y tratamiento de la insuficiencia cardiaca en España: estudio PATHWAYS-HFEpidemiology and treatment of heart failure in Spain: the HF-PATHWAYS study. Disponible: https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0300893220305467?dgcid=author (revisado noviembre 2020)

Fuente: El Mundo

Málaga cardioprotegida: PORQUE ES NECESARIO UNA CIUDAD CARDIOPROTEGIDA: DESFIBRILADORES AUTOMATIZADOS (DEAS)

La Parada Cardiaca es una patología extraordinariamente frecuente y que muchas veces infraestimamos. En España ocurren más de 30.000 muertes súbitas al año, unas 100 por día, 1 cada 15 minutos. Equivalente a que se estrellara un avión con 280 pasajeros cada 3 días. De otras emergencias (suicidios, accidentes, ahogamientos, atragantamiento, suicidios, intoxicaciones no voluntarias), 28 muertes al día. En Andalucía 6.200 muertes inesperadas al año, 17 al día y en Málaga 3-4.

Desgraciadamente, las posibilidades de sobrevivir a una parada cardiaca secundaria a una arritmia ventricular, fuera de los hospitales, oscila entre el 5 y el 10%. La reanimación debe empezarse de forma extraordinariamente precoz, por cada minuto que pasa las posibilidades de sobrevivir disminuyen un 10% por lo que al cabo de 10 minutos estas posibilidades son mínimas.

Para mejorar el pronóstico y la atención a la parada cardiaca hay definidas una serie de actuaciones que son vitales y forman parte de lo que se ha definido como cadena de supervivencia. Lo más importante es el comienzo precoz de compresiones torácicas y el poder disponer en el entorno de un Desfibrilador Semiautomático (DEA).

Idealmente la Resucitación Cardiopulmonar (RCP) debe de empezar en menos de 3 minutos del comienzo del episodio.

Las guías del European Resucitation Council de 2015 son muy claras, los estados deben iniciar un Programa Nacional para facilitar y promover la instalación de desfibriladores y para formar sus ciudadanos en RCP. Así está ocurriendo en muchos países de Europa y sin embargo nuestro país está perdiendo el tren de la cardioprotección.

Para expresar el problema en cifras, Japón tiene instalados más de 30 DEAs por 10.000 habitantes, los Países Nórdicos 18, Francia, Inglaterra, Holanda o Alemania en torno a 13, nosotros apenas llegamos a 4. Lo mismo puede decirse de la formación a la sociedad. Suecia, Dinamarca, Japón tiene más del 90% de sus ciudadanos formados, Dinamarca es obligatorio su enseñanza, en escolares (primaria, secundaria y bachillerato), universidad, para obtener el carnet de conducir y un reciclaje en cada renovación. En España formamos a muchas menos personas, no llega al 20 % y todavía no tenemos conciencia de la magnitud del problema.

Si queremos mejorar nuestros resultados tenemos que hacer como nuestros vecinos. Necesitamos un Plan Nacional de RCP. Necesitamos promover y fomentar la implantación de DEA y no ponerles impedimentos. Necesitamos coordinar voluntarios y formar a la población. Necesitamos que todos los coches de policía (nacional, local y guardia civil) cuenten con un DEA, todos los profesionales tengan un curso de SVB+DEA en su formación, en todos los centros públicos, aeropuertos, estaciones de metro, autobuses, Renfe, mercados, farmacias, iglesias, hoteles, restaurantes, supermercados, oficinas de entidades bancarias, polígonos industriales, parques tecnológicos, dispongan también de DEAs.

Necesitamos que nuestros Ayuntamientos tomen conciencia y desarrollen programas específicos adaptados a cada ciudad, para acercar la RCP y los DEAs a sus ciudadanos.

Si analizamos qué es lo que ocurre en la sanidad de nuestro país veremos que tenemos cosas buenas y malas, pero hay una en la que somos los mejores. Los somos en el programa de trasplante, en ello llevamos más de 20 años en el número uno. Esto no se debe a que cuente con financiación, ni a que la ONT sea excepcional o el diseño sea mejor que otros. Nuestra principal fortaleza es que tenemos un gran porcentaje de donaciones. El pueblo español es generoso y responde con solidaridad y generosidad ante la tragedia. Nosotros tenemos el SÍ de la población y eso es algo que no puede comprarse con dinero.

En la RCP puede pasar lo mismo, podemos tener más voluntarios que nadie dispuestos a comprimir el pecho y utilizar un DEA. Lo malo es que no les estamos llamando. Es tiempo de cambiar las cosas.

Estado actual de Málaga capital. Hay censados entre públicos y privados más de 400 Desfibriladores en áreas deportivas, centros Sociales, bibliotecas, parking, plaza de Abastos, policía Municipal, autobuses, metro, PTA, bancos, colegios profesionales, hoteles, supermercados y viviendas. También hay 9 en la vía pública del centro de la Ciudad. En corto plazo está previsto ponerlos en farmacias, PTA y 68 más, (60 comprados por el Ayuntamiento y 8 Tótems-DEA en vía pública por Mapfre). Tenemos un plan de formación permanente, habiéndose formado ya miles de malagueños, con el soporte fundamental de la Asociación de Expacientes de Medicina Intensiva EXPAUMI, sin ellos no hubiera sido posible. También tenemos en uso una Plataforma Málaga Cardioprotegida (desfibriladores.malaga.eu), QR, para saber con cualquier dispositivo con conexión a Internet (móvil, Tablet, portátil, etc.) donde está ubicado el DESFIBRILADOR más cercano y la información necesaria.